viernes, 17 de abril de 2015

Ambos son dos de los "bloggers" mas conocidos y seguidos del mundo entero. El primero es Sacerdote, exhorcista y prolífico escritor. El otro es laico, periodista y agudo analista de la realidad de la Iglesia, especialmente de España. Ambos son españoles. A continuación sus entradas de hoy y los enlaces a sus Blogs.
Un hombre providencial para un momento determinado


Lo que hace interesante para un literato, a la hora de emprender la escritura de la biografía de alguien, son los pliegues y repliegues de la psicología y el pensamiento del biografiado. Cuantas más zonas oscuras o grises, mucho mejor.

En el caso del Papa Francisco, cualquier buen observador de la psicología de los hombres se da cuenta de que su mente y su psicología son claras y sencillas. Se trata de una personalidad ajena de complicaciones internas. Él es lo que muestra. Lo que es, lo muestra.


Algo que me gusta mucho ver en las fotos y vídeos, es que él no se esfuerza en ocultar ni siquiera sus inseguridades, sus titubeos, su falta de certeza en algunos puntos acerca de cómo obrar. Eso no suele ser frecuente, incluso en alturas mucho menores. 

No hace falta decir que, desde que fue elegido, lo he sometido a un examen sin compasión, casi inquisitorial, de sus palabras y de su lenguaje corporal. Y lo que veo, me complace mucho. 

P. Fortea

Una maravillosa homilía del Papa


Siempre he tenido claro que no existía el Blog de esta cigüeña para recoger todas las palabras del Papa. Para eso hay otros sitios, seguro que de mucha más utilidad para la vida cristiana que la torre donde anida este pájaro, sin duda de cuenta para unos, y para otros un ave amiga que informa, por supuesto que desde mi criterio, de la Iglesia. Además con un Papa tan hablador como el presente sus palabras llenarían todos los días las noticias de la página.
Pero un Blog que se quiere eclesial, pese a todos mis defectos, tiene forzosamente que traer al Papa a la torre en no pocas ocasiones. Y así ocurre repetidamente. No hay persona de la Iglesia cuya fotografía supere en presencia a la del Papa en las ilustraciones de la página. Con enorme diferencia sobre cualquier otro. Cosa normal por otra parte.

Lo que dice el Papa generalmente me entusiasma. Y si en alguna ocasión algo me entusiasma menos creo que nadie podrá decir que ahí está esa cigüeña, con la escopeta cargada, para soltar la perdigonada a la primera que salta. Me callo y espero. Y en más de una ocasión lo que pudiera parecer más chocante desaparece o se explica. O por lo menos se intenta explicar. Tampoco a quien pronuncia una homilía todos los días y sin ceñirse a un texto, y además habla en otras muchas ocasiones,  se le puede exigir precisión en todo lo que dice. La precisión debe suponérsela. Y si algo fuera interpretable creo que es obligación nuestra entender la mejor interpretación. Y más si no vuelve a insistir en la ambigua.

Dicho pues que la mayor parte, la inmensa mayor parte de las palabras del Papa son maravillosa exposición del Evangelio y de lo que éste nos propone, cristalina doctrina eclesial, hay veces en las que le encuentro especialmente afortunado. Y su homilía en la misa de hoy ha sido una de ellas. Acaba de pronunciarlas, se las he oído en italiano, y ya las ha publicado el Bolletino de la Santa Sede. Supongo que es cuestión de pocas horas, tal vez esté ya, la versión española. Si algún lector ha dado ya con ella y quiere poner el enlace  hara a algunos un favor.

Espléndida exposición a los sacerdotes. Difícil mejorarla. Dios quiera que muchos sacerdotes la lean y todos la sigan.

Francisco José Fernández de La Cigoña

..............................................
La Homilía referida, En español AQUI


No hay comentarios:

Publicar un comentario